Según los datos de esta patronal, la ocupación hotelera en la ciudad mediterránea fue del 80,6 % durante la segunda mitad del pasado mes, lo que supone un descenso de cuatro puntos sobre el mismo periodo de 2018

Hosbec culpa al retraso del Imserso por la caída de ocupación en Benidorm

«Veníamos advirtiendo que si no se hacía una gestión eficaz y eficiente del programa (Imserso), llegarían las malas consecuencias para el sector hotelero y aquí están», dijo Antonio Mayor, Presidente de HOSBEC, tras asegurar que la baja de ocupación en Benidorm en la segunda quincena de octubre se debe al retraso en la adjudicación del programa de vacaciones sociales del Imserso.

Según los datos de esta patronal, la ocupación hotelera en la ciudad mediterránea fue del 80,6 % durante la segunda mitad del pasado mes, lo que supone un descenso de cuatro puntos sobre el mismo periodo de 2018. Además, fuentes de la Asociación Empresarial Hotelera de Benidorm, Costa Blanca y Comunidad Valenciana (Hosbec) han indicado este miércoles en un comunicado que la caída registrada en el global del mes de octubre es de 2,2 puntos menos que en el mismo lapso del año anterior.

Si bien el mercado británico logra un ligero aumento en pernoctaciones, un 1%, y se mantiene en primer lugar en cuota de mercado con un 46,6%, el nacional experimenta un descenso del 12% en las pernoctaciones y se sitúa con un 41,1% en la cuota total de mercado.

Ello es debido, según Hosbec, a la demora en la adjudicación del Imserso, “ya que muchos establecimientos tenían previsto llenar sus habitaciones con esas plazas, que finalmente no han sido ocupadas”

El presidente de esta patronal, Toni Mayor, ha recordado que se advirtió sobre la necesidad de una gestión «eficaz y eficiente del programa», remarcado que sus asociados se sienten “impotentes» al ver que los esfuerzos del sector «no han valido la pena por una mala gestión administrativa”.

Benidorm tiene una oferta hotelera abierta en estas fechas de 40.600 plazas y prevé una ocupación del 78% en la primera quincena de noviembre.

Hosbec ha constatado que los hoteles de la Costa Blanca también se han visto afectados por el retraso del Imserso y han acabado octubre con una ocupación media del 65,9%, una bajada de 5,3 puntos sobre 2018. En la segunda quincena del mes, el descenso ha sido más acusado, al representar un 10,3 % menos de ocupación.

Contabilizando Benidorm, el dato de ocupación de la Costa Blanca sería del 74,9%, una caída de 5,8 puntos respecto a 2018.

En cuanto a los apartamentos turísticos, la ocupación ha sido algo superior al año pasado (0,1 %), al llegar al 75 %. Para noviembre la previsión es del 64,7 %. Mientras que los campings han incrementado la ocupación en dos puntos y han logrado un 92,8 %, el dato más alto en lo que va de año.

Fuente: Hosteltur 25